Ir al contenido

Jornada laboral: cómo funciona y qué tipos de jornada existen en Argentina

·
10 minutos de lectura
Jornada laboral

Según la legislación Argentina, en el año 1929 se estableció la jornada laboral que rige en la actualidad. Tras más de 90 años de vigencia, hoy se discute su modificación para adaptarla a los tiempos que corren. Por ello, en este artículo vamos a ver cómo funciona la jornada de trabajo en el país. 

La dedicación horaria es uno de los aspectos más importantes en la gestión de talento. Cuando tenés personas a tu cargo, debes organizar su tiempo laboral de manera tal que les permita:

  • Cumplir con sus tareas de manera óptima.
  • Contribuir a la concreción de los objetivos del negocio.
  • Mejorar el rendimiento de la empresa.
  • Descansar de forma adecuada. 

Estos son parámetros mínimos que debería garantizar una jornada laboral. Sin embargo, también debemos considerar las leyes laborales en este asunto. Conocerlas y cumplirlas le evitará a tu empresa muchos disgustos. Sobre todo, conflictos con los trabajadores que pueden derivar en procesos legales largos y desgastantes para ambas partes. 

Entonces, para tener todo en regla, en este artículo vamos a explicar en detalle qué establece la ley sobre la jornada laboral y qué transformaciones podrían implementarse de cara al futuro. ¡Empecemos! 

¿Qué es la jornada laboral?

Comencemos por definir el concepto. En este caso ¿qué es jornada laboral? Se trata del período de tiempo que el trabajador debe destinar a la prestación de los servicios para los cuales fue contratado por el empleador

Según lo establecido en la Ley de Contrato de Trabajo (LCT), la definición de jornada laboral en términos legales sería: “Todo el tiempo durante el cual el trabajador esté a disposición del empleador en tanto no pueda disponer de su actividad en beneficio propio”.

Más allá de esta definición de jornada laboral, es importante decir que la extensión del horario de trabajo en Argentina es uniforme para todo el país y se rige por la Ley 11.544, sancionada en 1929, como mencionamos al inicio del artículo.

Dicha ley se encuentra vigente hasta hoy en día y en ella se establece la jornada laboral de 8 horas. Lo que en el país se entiende como jornada laboral completa.

funcionalidades banner

Características de la jornada laboral 

Para seguir ampliando la respuesta a la pregunta qué es la jornada laboral vamos a conocer algunas de sus características:

  • Contrato de trabajo. Más allá de la jornada laboral de 8 horas o el establecimiento de la jornada laboral de 4 días, sea cual sea el horario a desarrollar, este debe quedar detallado en el contrato de trabajo. Así, al firmarlo el trabajador podrá dar su conformidad sobre este punto. 
  • Vigilancia. La jornada laboral tiene que ser vigilada de manera estricta por la empresa. Herramientas para el control de asistencia y registro del horario de los trabajadores son esenciales en el día a día. Con ello, podés hacer un mejor seguimiento de las horas reales que trabajan tus empleados. Por otro lado, tené presente que según la LCT es obligatorio inscribir en un registro todas las horas suplementarias de trabajo hechas por los colaboradores.
  • Convenios colectivos. Por lo general, estos delimitan la configuración de la jornada de trabajo en función del sector al que pertenece la empresa y la actividad que desarrolla. 
  • Planificación previa. La jornada laboral no siempre coincide con la planificación que se realiza previamente. Hay contingencias que pueden generar modificaciones a lo largo del día o la semana y que representan la necesidad de realizar horas extra, por ejemplo. 
  • Diferentes prácticas y jornadas. Si bien la ley establece los límites máximos para la dedicación horaria de los trabajadores de todo el país, lo cierto es que más allá de eso, la jornada debe adaptarse a las condiciones del gremio o sector. Así como a distintas prácticas o usos horarios. Por ejemplo, una panadería necesita iniciar sus funciones en horario nocturno o de madrugada. 

👉 Descubrí cómo podés llevar un mejor control de las horas de trabajo de tus colaboradores con esta herramienta

¿Cómo es la jornada laboral normal en Argentina?

Entender cómo es la jornada laboral en Argentina implica saber ¿cuántas horas de trabajo son por ley? Para ello, tenemos que remitirnos a la Ley 11.544. Esta normativa establece: “La duración del trabajo no podrá exceder de 8 horas diarias o 48 horas semanales para toda persona ocupada por cuenta ajena en explotaciones públicas o privadas, aunque no persigan fines de lucro”.

De manera que cuando hablamos de jornada laboral completa en Argentina nos referimos a la jornada laboral de 8 horas. Aunque también hay otras configuraciones posibles.

De acuerdo con la información que suministra el sitio web del Ministerio de Justicia y Derechos Humanos, el límite máximo por día que puede realizar un trabajador son 9 horas. Es decir que es posible establecer jornadas que superen las 8 horas en lo que se entiende como jornada laboral completa. 

Sin embargo, es importante tener en claro que el límite semanal máximo es de 48 horas. Es decir que se puede distribuir el tiempo de trabajo de manera tal que no supere la cantidad de horas diarias y semanales estipuladas por la ley

banner fichaje

Así, la jornada completa regular en Argentina podría ser de 9 horas diarias y 48 horas semanales como máximo. ¿Qué pasa a partir de que se supera uno de estos límites? Cualquier exceso que implique una mayor dedicación horaria por parte del talento se entiende como trabajo suplementario. Por lo tanto, se deben pagar horas extra.

Por su parte, la jornada de trabajo nocturno, comprendida entre las 21 y las 06 no puede exceder de 7 horas. Asimismo, cuando el trabajo deba realizarse en lugares insalubres que pongan en riesgo la salud de los trabajadores, la duración de la jornada no podrá superar las 6 horas diarias o 36 semanales.

Excepciones a los límites máximos para la jornada laboral 

Más allá de lo que acabamos de mencionar sobre los límites máximos para la jornada laboral, lo cierto es que la ley también contempla excepciones. De esta manera, algunas de ellas pueden ser:

  • Según el tipo de actividad que desarrolla la organización.
  • De acuerdo con el carácter del puesto y tareas del trabajador.
  • Y de las circunstancias permanentes o temporarias que permitan hacer tales excepciones.

Un claro ejemplo de ello es lo que pasa con las empresas cuya actividad está regida por la estacionalidad. Es decir, compañías que operan durante periodos concretos. Normalmente, esto se relaciona al tipo de producto que ofrecen, que solo se puede comercializar en determinada época del año. Así, en estos casos, pueden contemplarse excepciones y aumentar el límite de horas máximo para la jornada de los trabajadores. 

Por otro lado, tenemos que decir que los distintos convenios colectivos que sean aplicables a la actividad que desarrolla la empresa también pueden establecer límites diferentes para la jornada de trabajo. Por ello, para definir el horario del talento tenés que considerar los convenios colectivos que se aplican a tu compañía.

Reducir la jornada laboral de 4 días en Argentina ¿es posible?

Países como Islandia, Noruega, Suecia, Alemania, España o Japón ya están implementando la famosa jornada laboral de 4 días. Una reducción de horario que promete numerosos beneficios como:

  • Mejorar la productividad de la empresa. 
  • Potenciar la creatividad de los colaboradores.
  • Reducir los gastos.
  • Lograr una mejor conciliación entre la vida laboral y personal. 

Suena tentador, la verdad, pero ¿es posible aplicar la jornada laboral de 4 días en Argentina? Actualmente, en el país hay dos proyectos de ley para avanzar en esta línea:

  • El primero propone una jornada máxima de 6 horas y un tope de 36 horas semanales. 
  • Mientras que el segundo propone un máximo de 8 horas diarias de trabajo y 40 horas semanales.

En el primer caso, el proyecto también contempla que los trabajadores puedan elegir entre trabajar 6 horas diarias y 36 semanales o 4 días a la semana. 

Por su parte, el segundo proyecto también establece la posibilidad de implementar la jornada laboral de 4 días extendiendo el límite diario a 10 horas. Así, por ejemplo, se podría trabajar 10 horas de lunes a jueves y luego descansar 3 días. 

Por el momento, ambos son proyectos que proponen modificaciones a la Ley 11.544 de Jornada de Trabajo. Sin embargo, todavía no hay avances concretos al respecto. 

Lo que resulta interesante de estas propuestas es que el debate ya está instalado. Esto permite que las empresas, organizaciones sindicales y demás actores vinculados al mercado laboral argentino comiencen a pensar en las posibles formas de implementar una reducción de la jornada laboral. 

Sin dudas, esto puede ser realmente transformador en un país en el que según datos publicados por la Organización Internacional del Trabajo (OIT), el 20% de los ocupados trabaja más de 48 horas semanales.

banner time off

¿Cómo es la distribución del horario laboral en Argentina? 

Ahora que entendemos los límites máximos para la jornada de trabajo ¿cómo se pueden distribuir esas horas? ¿Qué dice la legislación laboral al respecto? Según la LCT la distribución de las horas de trabajo es una facultad privativa del empleador. Esto quiere decir que no necesita autorización de las autoridades en materia laboral para poder establecer el horario de sus trabajadores. 

La empresa tampoco necesita acordar el horario con los colaboradores. Ya que, según la ley, el patrón está facultado para introducir cambios relativos a la forma y modalidad de la prestación del trabajo. Siempre y cuando estos no alteren puntos esenciales del contrato, ni causen perjuicio material ni moral al trabajador.

De la misma manera, es el empleador quien puede determinar la diagramación de los horarios. Por supuesto que el trabajador tiene que dar su consentimiento y comprometerse al cumplimiento de ese horario. 

La empresa puede organizar la jornada laboral de acuerdo con el sistema de turnos fijos o bajo el sistema rotativo. Esto tampoco está sujeto a la autorización administrativa previa. Lo que sí es un requisito es dar a conocer los horarios mediante anuncios colocados en lugares visibles del establecimiento u otros mecanismos Dado que es la obligación del empleador informar a todos los trabajadores sobre este tema. 

👉 Conocé la mejor opción para gestionar los turnos de tu personal

¿Cuánto tiempo de descanso le corresponde a los trabajadores?

Cuando hablamos de la jornada laboral también tenemos que tener en cuenta el tiempo de descanso para los trabajadores. En este sentido, la legislación laboral argentina no establece ninguna regla en particular sobre las pausas durante el horario de trabajo. 

Sin embargo, en el contrato se suele establecer la forma en la que se configuran los recesos que pueden tomarse los colaboradores en el transcurso de la jornada. En líneas generales, estos descansos se otorgan en función de la cantidad de horas que trabaje el empleado. 

Por ejemplo, en una jornada laboral completa se suele dar un descanso de media hora para comer. Mientras que en jornadas part time algunas empresas ofrecen pausas de entre 15 y 20 minutos. 

Por supuesto que este periodo de descanso está contemplado dentro de la jornada de trabajo. Por lo tanto, debe ser remunerado. 

Ahora bien, si se trata del trabajo de las mujeres la LCT establece otro criterio. Aquellas que trabajan por la mañana y por la tarde disponen de un descanso de dos horas al mediodía. 

De todas maneras, esto depende de distintas cuestiones:

  • Extensión de la jornada de la trabajadora.
  • Características de las tareas que realiza.
  • Perjuicios que la interrupción del trabajo pudiese ocasionar al personal o a la empresa en general. 

Otro tipo de descanso que también debe contemplarse es el que se da al cese de la jornada laboral. Así, lo que establece la normativa vigente es que entre una jornada y el comienzo de la otra debe mediar una pausa no inferior a 12 horas.

banner desempeño

El descanso semanal 

Hablamos del descanso semanal como otro de los puntos a contemplar al momento de planificar la jornada laboral del talento. Se trata de un periodo destinado a la recuperación del personal tras una semana de trabajo. A este descanso en Argentina también se lo denomina franco. 

La legislación laboral establece un receso semanal que consta de un lapso ininterrumpido de 35 horas de descanso. Este debe darse desde las 13 horas del día sábado hasta las 24 horas del día siguiente. En caso de que no se pueda aplicar durante ese día, el trabajador tiene derecho a gozar de un descanso compensatorio, siempre de la misma duración,  en cualquier otro momento de la semana.

¿Qué son las horas extra en Argentina? 

El artículo 201 de la LCT hace referencia a las horas suplementarias, también llamadas horas extra. En concreto, se trata del tiempo adicional que destina el trabajador a prestar servicio a la empresa. Esto se da cuando se excede el límite legal vigente de la jornada laboral 

Como vimos antes, el máximo legal es de 9 horas en la jornada diurna y de 48 horas semanales.  Cuando se superan estos límites, se producen las horas extra. De este modo, el personal puede seguir desarrollando su labor, pero a cambio de ello recibirá un pago adicional por cada hora trabajada en exceso

¿Cómo se calculan las horas extra en Argentina? Es muy simple:

  • Un recargo del 50% sobre el salario habitual, si se trata de la jornada ordinaria semanal.
  • Adicional del 100% los días sábado después de las 13 horas, domingo y feriados.

Claro que existen limitaciones al momento de solicitar que los trabajadores hagan horas extra. Estas nunca deben ser superiores a:

  • 3 horas por día.
  • 30 horas mensuales.
  • 200 horas anuales.

De ahí la importancia de contar con un software de control horario y asistencia para poder hacer un seguimiento detallado del tiempo extra que trabajan los colaboradores a lo largo del mes. 

¿Cómo gestionar la jornada laboral de tus trabajadores? 

Más allá de los criterios que podés tener en cuenta al momento de organizar la carga horaria de cada trabajador, te sugerimos tener en cuenta lo siguiente: 

  • Registrar la asistencia de los colaboradores. Sin dudas, esta es una forma muy efectiva de evitar posibles malentendidos entre la empresa y los empleadores. Además, protege de alguna manera a la compañía ante una inspección de trabajo. Para ello, necesitas una herramienta que te permita realizar un control de asistencia a la medida de tu organización.
  • Validar el registro de las horas trabajadas con tu talento. Esto les permite a tus colaboradores llevar su propio control horario. Además, si en una inspección se solicita el informe de horas trabajadas este podría contener las firmas de tus trabajadores. 
  • Utilizar un software en la nube. Como mencionamos antes, un sistema de control horario y reloj checador puede ayudarte a organizar la jornada laboral de tus empleados, hacer un seguimiento preciso de las ausencias, horas ordinarias trabajadas y también las horas suplementarias. Así, vas a poder pagar las horas extra de forma sencilla y mantener tus obligaciones al día. 

Si buscas una herramienta que te permita acceder a todas estas funcionalidades, nuestro software puede resultar de mucha ayuda. 

Te invitamos a conocer Factorial y mejorar la gestión de la jornada laboral de tus trabajadores. 🚀

Publicaciones relacionadas

¿Tienes alguna consulta o algo que agregar? Compártelo con la Comunidad de RRHH!

Anímate, es tu momento para compartir con una comunidad creada por y para profesionales de RRHH.